Degustaciones‎ > ‎2015‎ > ‎

201512-Ribera Navarra

Nota final (de 1 a 5):       2,2

Fecha de Cata:  11 de Diciembre de 2015

Dirección: C/ Málaga, 3   Teléfono:  91 5996135

Aparcacoches:   NO          Parking cercano:      Si    Web:  Ribera Navarra

 


Comentario:

Un descubrimiento que hay que confirmar

Este moderno restaurante, que se ha trasladado no hace mucho a este local de la C/ Málaga, proveniente de la C/ Ponzano donde obtuvo una clientela que le sigue siendo fiel por su calidad y servicio, nos ha servido un cocido con calidad y abundantísimo pero que tenemos que confirmar con otro cocido, esta vez ya OFICIAL, en los próximos meses.

En lugar de comenzar con unas cañitas, lo habitual, empezamos degustando un vino navarro, OTAZU, que no resultó del gusto de los que llegamos primero, así que cambiamos de vino y elegimos uno de los clásicos que tenían en carta, Ramón Bilbao, que sin ser un gran vino acompaña dignamente al cocido:


 Y empezamos con la sopa,  este fué mi primer vuelco:


Los fideos estaban en un punto perfecto, y con un sabor auténtico, pero se pasaba algo en la sal, más tarde ya descubrimos cuál era la causa. A mí me pareció una sopa buena con un pequeño exceso de sal.

Llego el segundo vuelco en estas dos fuentes:


El segundo vuelco resultó espectacular, el exceso de sal de la sopa se reflejó también en los garbanzos, aunque se notaba menos, pero me pareción un vuelco espectacular, los garbanzo, sabros y en el punto perfecto, la verdura estaba sabrosísima, y sus acompañantes, patata y zanahoria, no le andaban a la zaga. Y destaco especialmente la bola, con una jugosidad que no le restaba el gran sabor que tenía, este fue mi segundo vuelco:


Y llego el tercer vuelco, servido en estas dos espectaculares bandejas, ojo, para ocho comensales:



Con una bandeja hubiera sido suficiente para ocho comensales, no saqué foto de mi segundo vuelco, pero probé casi de todo, me abstuve de probar el pollo, el tocino creo que fue lo mejor, el chorizo y la morcilla estaban adecuados, el morcillo, como casi siempre tenía trocos melosos y algún otro que no estaba tanto, tomé un troco de falda muy bueno, cuando probé la punta de jamón confirmamos que estaba muy salada y que, sin duda, fue la causa de que provocara que tanto la sopa, como los garbanzos tuvieran exceso de sal; evidentemente echamos de menos los huesos de caña, el cocinero ya nos dijo que lo habían intentado pero que no los habían encontrado en el mercado.

De postre, elegimos un plato variado al centro de la mesa:


El postre nos confirmó que en este restaurante hay calidad, todos estaban exquisitos. 

Como resumen final, un cocido con defectos, que estoy seguro que serán solucionados en próximas ocasiones, pronto volveremos y llegaremos a tomar un gran cocido. 


Enlace a fotos                         Enlace a Acta                         (Solo para socios de GARBANZO) 

Comments